El trabajo sensorial en P3

sensorial 3A
El trabajo sensorial en edades tempranas es fundamental para nuestro desarrollo.
El tacto, el gusto, el olfato, la vista, el oído, son las ventanas a través de las cuales exploramos el mundo que nos rodea, físico y social.
Desde el juego, y a través de diferentes retos, utilizamos los sentidos para que llegar a conocerlos. Identificamos cualidades partiendo de nuestras sensaciones (duro, suave, frío, caliente, agudo, grave…) que descubrimos con las emociones que sentimos (alegría, tranquilidad, nervios, ilusión…).
En definitiva, una manera más de conocernos a nosotros mismos y a lo que nos rodea.  ¡Ahora sólo falta ponerles nombre!

Nos visita un piloto de aviación

Finalizamos los momentos Ubuntu de este curso. 

Este último proyecto sobre el mundo, nos ha encantado y se nos ha hecho cortísimo. Hemos aprendido mucho sobre el mundo en el que vivimos, los diferentes países y sus habitantes, su cultura y costumbres, su lengua y su modo de vida. Ha sido un tema muy interesante y nos han encantado las diferentes actividades que hemos realizado: las manualidades de transportes, la reconstrucción de la plantilla rota, los dibujos de niños del mundo, el memory, la relajación con el viaje imaginario, etcetera.

Nos encanta aprender así y compartir tantas experiencias con compañeros de nuestra clase y también de otras edades. Nos gusta encontrarnos el parvulario tan decorado, empezar las sesiones con una canción, cambiar de clase y de profesora para las sesiones Ubuntu, aprender investigando y llevarnos a casa el porfolio de recuerdo.

En esta ocasión, hemos tenido la oportunidad de recibir la visita de un piloto de aviación. Un papá del colegio se ofreció a compartir con nosotros su profesión.

 

 

Ha venido vestido de uniforme y nos ha enseñado el avión que pilota. Nos ha explicado las características de los aviones, cómo funcionan y en qué consiste su trabajo. Ha sido una experiencia muy interesante y hemos podido preguntarle muchas cosas y nos ha respondido a todo, contándonos curiosidades y anécdotas de su día a día.

 

Desde aquí le agradecemos su visita que tanto nos ha gustado.

¡Muchas gracias, Jorge!